Close
cascos cascos
10-errores-en-redes-sociales-que-harán-caer-a-tu-empresa-en-el-lado-oscuro

10 errores en redes sociales que harán caer a tu empresa en el lado oscuro

 

“Tener redes sociales implica una gran responsabilidad”. No es que este artículo lo escriba el mismísimo Yoda en Star Wars, pero en cierta manera, tenía razón. Contar con una estrategia en Social Media y llevarla a cabo, implica tener un grado de fuerza. En función de nuestros número de seguidores y sobre todo engagement, será más grande, pero como empresa hay que saber gestionarla.

 

Muchos artículos hablan de las buenas prácticas en las diferentes redes sociales, y hoy queremos advertirte de lo contrario: 10 fallos en los que jamás debes caer.

 

 

Decálogo de errores más habituales

 

 

1. No tener estrategia.

El más básico y seguramente el más grave. Si no tienes objetivos fijado y ni tienes claro a qué buyer persona quieres llegar, estás avocado al fracaso.

 

2. Omnipresencia digital.

Un fallo muy clásico. Abrir perfiles es muy sencillo, pero gestionarlas y aportar valor añadido es lo más difícil. Valora qué redes encajan con tu negocio antes de lanzarte a ellas.

 

 

3. Abandonarlas.

Consecuencia del punto anterior. Nunca dejes en la cuneta una red social. Si falla, plantéate qué puedes hacer para mejorarla. Por poco importante que te parezca, dejar meses sin publicar en una cuenta denota falta de profesionalidad.

 

 

4. “Cualquiera” puede gestionar mis redes sociales.

Apuesta por profesionales cualificados, sean trabajadores de tu empresa o una agencia especializada. Esa persona debe estar vinculada con la marca y empaparse de su filosofía para transmitir sus valores.

 

5. Mismo mensaje, objetivo fallido.

Duplicar contenidos en todas las redes es un fallo muy común. Cada una tiene sus código y debemos expresarnos en esos términos. La esencia puede ser la misma, pero la forma de comunicarla bien distinta.

 

6. Falta de actualización.

Un buen community manager debe gestionar y estar actualizado de las nuevas tendencias en cada una de ellas. Por ejemplo, no publicar con fotografías, olvidarte de utilizar enlaces o emojis transmite poca empatía con los usuarios.

 

7. Todo por el usuario, pero sin el usuario.

Publicar para hablar de ti es un acto de egocentrismo que solo traerá falta conexión con el usuario. Busca qué contenidos le interesan, comparte publicaciones propias o ajenas de su interés y forma una comunidad donde se sientan felices.

 

 

La importancia de los pequeños detalles

 

 

8. No valorarlas como un servicio de atención al cliente.

Muchos usuarios utilizan las redes sociales para tratar con las marcas. Nosotros tenemos la obligación de atenderles, gestionar sus dudas y solucionar sus problemas. Recuerda, gestionar correctamente una crisis de Social Media te hace crecer como empresa.

 

9. No tener un manual de crisis.

Muy ligado al punto anterior. Dentro de tu estrategia debes incluir cómo actuar en situaciones límite. Una guía de estilo para acertar en el contenido, formas y tiempos. Las respuestas al azar, no suelen terminar bien.

 

10. Olvidarse de analizar.

Seguramente la fase más laboriosa, pero una de las más importantes. Por ello, tener información en tiempo real te ayudará a ser más efectivo y conocer más los gustos de tus clientes potenciales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
CONTACTO